sábado, 21 de marzo de 2015

Busca la implicación de grandes chefs internacionales en la recuperación de los océanos

Oceana quiere que el pescado de forraje se destine al consumo humano

IP - 18 de marzo de 2015Compartir en Facebook Compartir en Twitter     


La asociación conservacionista Oceana ha reunido en el Basque Culinary Center de San Sebastián a chefs de algunos de los mejores restaurantes del mundo en favor de la conservación marina. Estos se han comprometido a apoyar la campaña de Oceana “Save the Oceans and Feed the World” sirviendo pescados pequeños (como anchoas, sardinas o arenques) en sus restaurantes, a partir del 8 de junio de 2015, Día Mundial de los Océanos, apunta Oceana. Los chefs cocinarán estos pequeños pescados para animar a los clientes a que pidan y disfruten de estos deliciosos y sanos alimentos marinos, y para apoyar la campaña de Oceana de salvar los océanos y alimentar al mundo.
 
Según explica Oceana, los chefs ayudarán a Oceana a inspirar a más consumidores e individuos, darles capacidad de decisión y hacer que se involucren en apoyar las campañas de Oceana para contribuir a recuperar los océanos del mundo a niveles de biodiversidad y abundancia que puedan mantenerse y sostener un planeta que se prevé que pase de 7.000 millones de personas a 9.000 en 2050.
 
Entre los chefs que han accedido a sumarse a la campaña y servir anchoas y otros pescados pequeños el 8 de junio en sus restaurantes se cuentan: Grant Achatz (Alinea, Estados Unidos); Gastón Acurio (Astrid y Gastón, Perú); Ferran Adrià (elBulli Foundation, España); Andoni Luiz Aduriz (Mugaritz, España); Juan Mari y Elena Arzak (Arzak, España); Alex Atala (D.O.M., Brasil); Massimo Bottura (Osteria Francescana, Italia); José Luis González (Gallery Vask, Filipinas); Brett Graham (The Ledbury, Reino Unido); Rodolfo Guzmán (Boragó, Chile); Daniel Humm (Eleven Madison Park, Estados Unidos); Normand Laprise (Toqué, Canadá); Enrique Olvera (Pujol, México); René Redzepi (Noma, Dinamarca); Heinz Reitbauer (Steirereck, Austria); Joan Roca (El Celler de Can Roca, España); Pedro Subijana (Akelare, España); Joachim Wissler (Vendôme, Alemania); Ashley Palmer-Watts (Dinner by Heston Blumenthal, Reino Unido).
 
Los pescados pequeños que se han comprometido a servir (anchoas, sardinas, caballas y arenques) son conocidos como “pescados de forraje”, pues desempeñan un papel crucial en las redes tróficas de algunos de los ecosistemas marinos más productivos del mundo. Constituyen la principal presa y recurso para la transferencia de energía desde los niveles tróficos más bajos (plancton) hasta los niveles tróficos más altos (peces depredadores, aves y mamíferos marinos).
 
“Los pequeños peces como las anchoas suelen ser los más recomendables para cualquiera,” comenta Patricia Majluf, vicepresidenta de Oceana en Perú y una reconocida especialista en pesquerías de reducción, que también ha intervenido en la reunión de San Sebastián.“Poseen unos niveles muy altos de nutrientes como los omegas, vitamina A, zinc y calcio, así como unos niveles muy bajos de toxinas como el mercurio, muy presentes en otros peces de mayor tamaño y longevidad”. 
 
Lasse Gustavsson, vicepresidente de Oceana en Europa, pide pues a los chefs reunidos que ofrezcan y destaquen en sus menús el pescado de forraje, señalando que “os pedimos que uséis vuestra influencia en la comunidad culinaria para conseguir que el pescado pequeño abunde en nuestros platos, y no solo en la harina de pescado”.
 
“El compromiso de los chefs con Oceana para contribuir a que la gente vea el pescado pequeño como algo delicioso nos ayudará a salvar los océanos y alimentar el mundo”, añade Andy Sharpless, director ejecutivo de Oceana y autor de La proteína perfecta, “Podríamos alimentar a decenas de millones de personas simplemente comiéndonos directamente las anchoas y otros pescados de forraje, en vez de destinarlos a cebar a salmones de piscifactoría y a otro ganado con harina de pescado. Esto, junto con una gestión científica de las pesquerías mundiales, nos permitiría en el futuro alimentar a mucha más gente y depender menos de la ganadería para conseguir nuestras proteínas animales. Lo que supondría aliviar la presión que ejercemos sobre el planeta en forma de explotación de fuentes de agua potable, de tierras cultivables y de emisiones de gases que contribuyen al cambio climático”.

miércoles, 18 de marzo de 2015

El IEO prestará especial atención al estado de la xarda y la sardina en el Cantábrico

Arranca la campaña Pelacus de 2015

ip - 16 de marzo de 2015Compartir en Facebook Compartir en Twitter     


Científicos y técnicos de los centros oceanográficos de Santander, A Coruña, Vigo, Cádiz y Baleares del Instituto Español de Oceanografía (IEO), se han embarcado en el buque oceanográfico Miguel Oliver perteneciente a la Secretaría General de Pesca, para llevar a cabo una nueva campaña de la serie Pelacus, en la que estudiarán desde el plancton más pequeño hasta ballenas. La campaña, que partió de Vigo el viernes, se desarrollará hasta el 16 de abril fecha en la que el buque llegará a Santander. En estas semanas se prospectarán cerca de 1200 millas náuticas (unos 2160 km) entre los 30 y los 1000 metros de profundidad.
La campaña Pelacus se realiza sistemáticamente cada año desde 1983 y supone “un observatorio único del ecosistema pelágico que sirve para evaluar su estado de salud”. Los resultados de la campaña de 2014 han revelado un horizonte “esperanzador para la xarda pero preocupante para sardina”, indica el IEO. Así, mientras la primera especie alcanzaba unos valores de biomasa por encima de la media observada en los últimos años, la segunda sigue en un estado de producción muy bajo, muy por debajo de la media. Por ese motivo, este año los objetivos de la campaña se centrarán en confirmar el buen estado de salud de la población de xarda y determinar si la población de sardina empieza a experimentar la ansiada recuperación. Pelacus también evaluará las poblaciones de anchoa, jurel y lirio.
Especial interés tendrán las dos primeras ya que todo hace pensar que el reclutamiento de anchoa de 2014 ha sido bueno, así como el de jurel, por lo que esta campaña permitirá confirmar las expectativas sobre estos dos importantes recursos para la flota española. Así mismo, se estudiarán otras especies que juegan un papel importante en este ecosistema como la boga, el estornino o cabalón o el ochavo.
Investigación integral
Pero además de cartografiar la abundancia y áreas de distribución de estos recursos, la campaña Pelacus implica la composición de un “minucioso atlas” del noroeste español con datos relativos al viento, temperatura, salinidad, clorofila, plancton fraccionado en diferentes tamaños, distribución de huevos de sardina, anchoa, jurel y caballa, mamíferos marinos, aves o microplásticos. Para ello se llevarán a cabo más de 50 pescas para la identificación de peces, 125 estaciones que permitirán hacer perfiles en tres dimensiones de la columna de agua y se prospectarán más de 1200 millas náuticas. Este atlas se complementará con una serie de estudios específicos que incluyen el análisis de la estructura de tallas, edades, sexo y estado reproductivo de las principales especies de peces, el análisis de los contenidos estomacales, toma de muestras para la determinación del nivel trófico o el análisis genético de las poblaciones de sardina y anchoa.

martes, 3 de marzo de 2015

Con el objetivo de utilizar las posibilidades que brinda el FEMP

Galicia elabora un plan de impulso a la pesca costera artesanal

IP - 3 de marzo de 2015Compartir en Facebook Compartir en Twitter     
Marisqueo a flote en la ría de Arousa
La Xunta de Galicia ha elaborado, para su inclusión en el Programa Operativo de España del nuevo Fondo Europeo Marítimo y de la Pesca (FEMP), un plan de Acción de Desarrollo, Competitividad y Sostenibilidad de la Pesca Costera Artesanal. "El principal objetivo de esta iniciativa es utilizar las posibilidades financieras que ofrece el FEMP y el apoyo explícito diferenciado a la pesca costera artesanal, para mejorar la competitividad de este segmento de flota mediante acciones que permitan una explotación sostenible y una mejora de la comercialización de las especies que captura".
Según explica la Xunta de Galicia, el plan establece, en primer lugar, una priorización de la flota costera artesanal en todas las medidas del FEMP, primando a este segmento en los baremos a utilizar en los procesos de concurrencia competitiva para el acceso a los recursos financieros aportados por este fondo. Además, contempla un plan de empleo –dotado con 6,3 millones de euros– que persigue promover y facilitar el relevo generacional en este segmento, estando previsto formar a 525 jóvenes menores de 30 años.
Por otra parte, el plan para la pesca artesanal incorpora también planes de mejora de la comercialización, que irán dirigidos al percebe, la navaja, el erizo y el marisqueo, con el fin de mejorar la calidad del producto, su imagen en los mercados, promocionar el producto, garantizar mejor la trazabilidad y la información al consumidor y abrir nuevos mercados.